Ya no todos somos Politécnico

10751749_10152485778523471_1168549437_n

El inicio de un conflicto estudiantil que por demás fue legítimo, como lo es el acontecido en los últimos días en el seno del Instituto Politécnico Nacional, ha perdido todo alcance que le permitiera trascender como uno de los movimientos a favor de los estudiantes, más aún con la respuesta y atención que logró obtener de las autoridades federales, principalmente las Secretarías de Gobernación y de Educación Pública.

Sin embargo, a pesar de las legítimas exigencias del estudiantado del Politécnico, la fragmentación interna y los intereses particulares han logrado disminuir a un movimiento que pudo haber logrado lo que no muchos han hecho en sólo 10 días de levantamiento.

La falta de comunicación y la desinformación entre los estudiantes, los intereses políticos de los dirigentes de la ahora denominada Asamblea Nacional Politécnica, el retiro del respaldo de la Asociación de Egresados del Politécnico y el deslinde de las organizaciones porriles de este conflicto, han venido a demostrar lo frágil que es la llamada comunidad politécnica.

Bajo la exigencia de la pronta respuesta a sus demandas, las autoridades han dado la cara con la intención de dar pronta solución a este conflicto a más de un mes de sus inicios, y cuya duración tiene como gran causante la cerrazón de la dirigencia politécnica, que presume de buscar democracia entre la comunidad estudiantil, cuando sigue decidida a mantener el paro educativo en esta institución.

Cabe recordar que a casi dos semanas de haber iniciado el paro, la dirigencia convoco a votaciones para determinar el regreso a clases y la devolución de las instalaciones a las autoridades de cada plantel, y vale la pena recordar, que bajo el precepto democrático de la sociedad moderna, la mayoría opto por el retorno a clases y la reapertura de planteles.

A los pocos días, la Asamblea Nacional Politécnica se deslindó de ese personaje que postrado en un templete exigía pronta y necesaria respuesta al titular de la Secretaría de Gobernación, ese joven que con una playera guinda se convirtió en la imagen del conflicto, ese estudiante llamado Donovan y que terminó por tener relación con el Movimiento de Regeneración Nacional.

Un partido político que es fuertemente mencionado por su relación en la elección del edil responsabilizado por los hechos ocurridos en Iguala, Guerrero, José Luis Abarca; ello a poco más de un mes de la desaparición de 43 estudiantes normalistas.

Estas irregularidades vienen a debilitar a un ya fragmentado movimiento politécnico, en el que cada día es más visible los intereses de un nuevo grupo de unos cuantos, que se valen de las necesidades reales del estudiantado para conseguir sus propios objetivos.

El logro más importante de este conflicto a más de un mes de su origen es haber conseguido que los ojos de las autoridades federales, incluso del presidente Enrique Peña Nieto, voltearan a escuchar y atender por primera vez a estudiantes, en un país que siempre responde con represión.

Desafortunadamente, el abuso en esta fortaleza ha relegado el impacto que pudo haber tenido este conflicto en el sistema educativo y social de México, la ilegitimidad y el abuso por sobre la mayoría reaparece y cimienta a un movimiento que claramente pierde poder día con día, limitándose a ser sólo un conflicto regional, un conflicto que debió reforzar sus alcances y ser tan importante como el caso Ayotzinapa.

Sin embargo, Ayotzinapa obedece a demandas auténticas de justicia, a demandas legítimas del estado de derecho, a demandas colectivas de mejoras en el sistema educativo de México, mientras que Todos Somos Politécnico ha comenzado a corromperse al politizarse sus demandas, debilitando al movimiento y deviniendo en un conflicto educativo intrascendente, que posiblemente sólo sea recordado por mantener cerradas las instalaciones por un período prolongado por primera vez en la vida del Politécnico.

Escrito por: Manuel González Olvera
@Manu_Patekatl

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s